Un paseo bajo el ojo de la Fiscalía

0
20

 

Esteban Mata. – Un mes antes del anuncio para plantear la oferta de impuestos y transformaciones estatales al FMI, el ministro André Garnier, uno de los ex representantes más importantes de este sector en el país, y desde mayo del 2018, el ministro de Coordinación con el sector Privado, se iba de vacaciones con el presidente de la República, Carlos Alvarado, al hotel Punta Islita, en el Golfo de Nicoya.

Iban, como se enteró el país, a un hotel de lujo, cerrado por la pandemia y donde tiene una participación como presidente societario Philippe Garnier.

Los motivos que se dieron en esa oportunidad para un paseo poco transparente en helicóptero, con una estancia de un fin de semana largo en dicho hotel, fueron estrictamente relacionadas con el descanso familiar.

Sin embargo, la situación alcanzó a levantar las suficientes sospechas como para que el Ministerio Público entrara a investigar las relaciones y detalles del paseo, para descartar la eventual comisión de algún delito ligado a la Ley contra la Corrupción y el Enriquecimiento Ilícito, pues la ley es clara: el presidente ni ningún funcionario, pueden recibir regalías.

Este dato es solo un antecedente, y sigue en investigación por el Ministerio Público.

Un mes después de la salida del escándalo, y en ausencia del presidente Alvarado y del ministro Garnier, el Poder Ejecutivo, a través de los titulares de Hacienda, Planificación y el Banco Central, anunciaba las medidas de contención del gasto y los nuevos impuestos para prácticamente todo el parque productivo del país, dejando por fuera, al Régimen de Zonas Francas (RZF).

Tanto el ministro Garnier como su hijo Philippe, aseguran que el tema de impuestos no ha sido tocado por ellos con el Gobierno

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí