Costa Rica incursiona en el cultivo de vainilla orgánica para exportar a Países Bajos

0
11

Diego Arce.-  La Cooperativa de Comercialización y Servicios Múltiples de los Productores Agrícolas de la Península de Osa (Osacoop) incursionan en el cultivo orgánico de vainilla, especie aromática que exportarán a Holanda cuando esté lista para cosechar.

Esta especie 100% orgánica utilizada para la preparación de postres, bebidas y productos de belleza crece como un tipo de orquídea entre árboles de poró, en la Zona Sur de nuestro país. Su alta demanda mundial hace que un kilo se cotice actualmente hasta en $400. 

La cooperativa inició con este cultivo el año anterior y espera que, en cuatro años, etapa en la que comienza a producir, estén exportando los primeros 1000 kilos a Países Bajos.  

“La irregularidad en los precios de la palma obligó a la cooperativa a diversificar la oferta de nuestros productos. En la siembra de vainilla estamos trabajando con doce agricultores quienes ya tienen la planta en sus fincas, pero esperamos que sean 25 los que se unan a este proyecto que generará nuevas fuentes de empleo y traerá crecimiento económico a la zona”, asegura Alexánder Solórzano, gerente general de Osacoop.  

Por 15 años, Osacoop se dedicó solamente al cultivo de palma aceitera, sin embargo, a partir del 2015 gracias al apoyo del Instituto Nacional de Fomento Cooperativo (INFOCOOP) inició un proceso para diversificar su oferta.  

“Desde el departamento de Asistencia Técnica de INFOCOOP determinamos que la cooperativa no podía quedarse solamente con palma aceitera, por lo que empezamos a trabajar el proceso de diversificación en conjunto con otras instituciones como la Universidad de Stanford, CATIE, INDER y el Instituto Tecnológico de Costa Rica. Hoy están inmersos en sembradíos de cacao, plátano y ahora vainilla”, relata Sonia Chacón, ejecutiva en Asistencia Técnica de la institución.  

En tanto agrega: “Osacoop es una cooperativa modelo, liderada por gente que no tiene miedo de emprender cosas nuevas, muy activa y entregada”.  

Llegada de la vainilla a la Zona Sur 

La incursión en este cultivo se en los años 90, sin embargo, se retomó tras la investigación en la zona de Charlotte Watteyn, bióloga y estudiante de la Universidad de Leuven, Bélgica. En su proyecto para obtener su doctorado académico investiga desde hace seis años las variedades de vainilla que existen en Costa Rica.  

“En el país se pueden encontrar distintas variedades de vainilla. Solo en la Península de Osa hemos encontrado siete especies. Es una planta que se caracteriza porque le gusta el bosque tropical, requiere de 50% de luz y sombra, y se puede combinar con sistemas agroforestales, es decir, crece en árboles maderables o frutales, lo que hace que los agricultores posean sistemas agrícolas diversos mientras perciben ingresos adicionales”, comenta la belga. 

De acuerdo a la bióloga, la especie que se cultiva en Costa Rica es un híbrido entre la vainilla Planifolia y Pompona. Además, está registrada para comercializar, es resistente al hongo Fusarium oxyporum y posee vainas más grandes, lo que garantiza alto porcentaje de vainillina.  

Proceso de cultivo y cosecha 

Luego de la siembra y por los dos primeros años, esta planta que crece como tipo enredadera, requiere de mantenimiento básico y control fitosanitario. A partir del tercer año comienza a dar fruto, pero su pico de producción inicia a partir del quinto año. Posterior a la recolección, la vainilla requiere secado y fermentación.  

“En este proceso, Osacoop tendrá la responsabilidad de la siembra, polinización y cosecha. Con ayuda de la Charlotte se hará el secado y la fermentación para lograr la calidad que exige el mercado europeo”, comentó el gerente de la cooperativa.  

La vainilla de primera calidad se exportará a Holanda. Las calidades inferiores se quedarán en Costa Rica para consumo local o bien se enviará a otros países.  

Camino a exportar  

Para lograr realizar la primera exportación, los agricultores reciben constante capacitación. El diseño de fincas y el sistema agroforestal, fue financiado por la empresa holandesa Verstegen, interesada en comprar la vainilla producida en Costa Rica. Además, la Universidad Nacional fortalece la instrucción en: siembra, manejo fitosanitario y post cosecha.  

“En esta zona se sembró vainilla en la época de los 90. La experiencia de esos agricultores está siendo de gran valía para instruir a los que apenas inician”, finaliza Alexánder Solórzano, gerente de Osacoop.  

Aunque la Península de Osa ha sido descrita por la prestigiosa revista National Geographic como “una maravilla biodiversa” y catalogada como una de las tierras dentro de las más fértiles del planeta, Charlotte asegura que otras zonas costarricenses donde se pueden desarrollar este cultivo es en San Carlos y en el Caribe.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí