Partido de Feinzaig muestra sus garras libertarias y propone cierre del CNP

0
8

Primero fue la iniciativa de quitarle el financiamiento al Infocoop y ahora cerrar el Consejo Nacional de Producción (CNP), El Partido Liberal Progresista empieza a mostrar las intenciones más alla del liberalismo para el recorte de Estado.

Así como el 2 de mayo, Eliécer Feinzaig celebró el regreso del liberalismo a la Asamblea Legislativa, ya que durante el periodo 2018-2022, el Movimiento Libertario no alcanzó ni un solo escaño; poco a poco ha mostrado las intenciones claras del partido con un reduccionsimo ‘sí o sí’ del Estado.

El CNP es la institución pública es a cargo de FANAL, la empresa pública que produce el guaro Cacique y el alcohol en gel vendido al mínimo precio para la contención de la pandemia.

Además, genera el último y único mercado interno para los productores costarricenses a través del PAI, mientras el resto fue abatido tras las reformas contenidas en el Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos; dando la libertad para importar alimentos libres de impuestos.

Esto generó una competencia desigual entre pequeños grupos de agricultores nacionales y empresas transnacionales multimillonarias, las cuales, subsidiadas por sus gobiernos y libres de aranceles terminan por ofrecer un precio menor a los importadores (no necesariamente al productor final).

Inclusive el presidente de la República, Rodrigo Chaves, ve en el Programa de Abastecimiento Institucional una medida paliativa para los agroproductores nacionales al ordenarle a la entidad que empezara a introducir a los arroceros en el PAI después del decreto para abrir la importación del grano libre de impuestos.

La diputada Kattia Cambronero, subjefa de fracción del Partido Liberal Progresista, afirma que toma esta medida con el fin de reducir el Estado y hacerlo más eficiente, a pesar de que la entidad ha logrado ampliar el mercado del PAI a uno con un valor de ¢200 mil millones al año.

A pesar de la legisladora, menciona un desfase económico, “una insuficiencia patrimonial”, ya que sostiene deudas por ¢64 mil millones; lo cierto es que sólo las juntas de educación mediante el PAI, adeudas más de ¢20 mil millones y para el 2021, FANAL incrementó sus ventas en un 120%, logrando aporta más de ¢50 a otras entidades públicas.

La diferencia de FANAL y el CNP, como empresa pública y un ente privado, es la responsabilidad a un interés social, lo que lleva a financiar a otras entidades estatales (IFAM, IAFA, Hacienda e Inder) sin poder gozar de la totalidad de sus ingresos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí